19 de octubre de 2017

Temas del día

Tipos de entrenamiento según tu estado de ánimo

El tipo de entrenamiento que decidamos hacer es capaz de drenar el estrés físico y mental.

Tipos de entrenamiento según tu estado de ánimo Rutinas según los diferentes estados de ánimo. (Foto: Shutterstock)

POR VANNA PEDRAGLIO
COACH DEPORTIVA Y NUTRICIONAL

No siempre amanecemos de buen humor o con el mismo estado de ánimo. Pero también es un hecho que hacer deporte puede ayudarnos a cambiar nuestra actitud y enfrentar el día de mejor manera, con mucho más optimismo. El tipo de entrenamiento que decidamos hacer es capaz de drenar el estrés físico y mental, puede despejar nuestra mente de preocupaciones y, lo más importante, activar procesos hormonales que nuestro organismo necesita para hacer ese switch positivo emocional.

Es por ello que aprender a escuchar nuestras ganas y asociarlas al tipo de entrenamiento correcto puede hacer que nuestro día empiece de lujo. Las mejores rutinas según los diferentes estados de ánimo pueden ser:

1.- Una rutina de entrenamiento interválico intenso. Si estás apurado o sin tiempo, este entrenamiento es perfecto. Es corto, intenso y súper eficiente si controlas adecuadamente los tiempos cortos de recuperación, alternados con ejercicios complejos o de cuerpo completo y, si es posible, explosivos. No es necesario el uso de materiales, puedes realizarlos con el propio peso corporal. Son tan efectivos si se realizan bien, como un entrenamiento largo a nivel de adaptación metabólica al esfuerzo.

2.- Un entrenamiento de fuerza o con carga externa. Si estás en esos días en que estás con dudas, le das vueltas a una misma idea y no llegas a resolver nada, hacer un entrenamiento de fuerza puede ayudarte a poner las cosas en orden. Varios estudios demostraron que después de terminar un entrenamiento exigente con cargas externas, las personas se sintieron mejor enfocadas y más claras en sus ideas.

3.- Caminatas largas. Si te sientes ansioso, visualizar mentalmente un camino largo que recorrer puede tranquilizarte, mejor si es en espacios abiertos y cerca de la naturaleza. Existen muchos efectos positivos al caminar. Además de calmarnos, estamos más conscientes de nuestra respiración, lo cual mejora nuestro sistema inmunológico y aclara la mente.

4.- Artes marciales. Si estás molesto, este entrenamiento no solo es dinámico y efectivo, sino también bastante útil para desfogar la ira. Por ejemplo, la catarsis que sentimos al golpear repetidamente un saco de box es el alivio ideal para eliminar esas molestias que solemos acumular con el tiempo.

5.- Yoga o Tai Chi. Para cuando te sientas cansado. El ejercicio mismo puede llegar a ser un estrés físico, más aún si nos sentimos física y mentalmente cansados. Cuando nos sentimos así, mejor hacerle caso al cuerpo y probar un ejercicio de baja intensidad, que nos mantenga igual activos sin sentirnos muy presionados. Hacer estas disciplinas nos ayuda a reponer energía, así como a dormir mejor o recuperar el sueño y aumentar la sensación de bienestar personal. El estar conscientes de nuestra respiración –-como al caminar-– elimina la atención en nuestros pensamientos y estar presentes en el hoy, encontrando claridad y relajación.

6.- Correr. Para cuando te sientas bloqueado mentalmente. Muchas veces sentimos que no tenemos ese momento creativo que necesitamos. Pues que mejor que correr. Hacerlo por diferentes lugares o cambiar de situaciones puede darnos una mejor perspectiva. Es considerado de los mejores ejercicios para meditar, ya que, al ser una acción repetitiva, le permite a tu mente despejarse y divagar. Además, es el perfecto ejercicio para que tu cuerpo goce de beneficios cardiovasculares con una mejor oxigenación general.

Entre muchas otras actividades, tenemos el baile cuando te sientas triste o subir escaleras cuando estés desmotivado. Conquista tus metas y asume nuevos retos. La mente está sumamente ligada al cuerpo, ambas vías se interrelacionan para poder lograr el bienestar emocional que es importantísimo para afrontar siempre positivos un día. Así que ¡a moverse y sonreír!

¿Cómo subir de peso y ganar masa muscular?

La mayoría de la información que circula en nutrición está enfocada en la pérdida de peso. Pero, aunque no lo crean, muchos desean lo contrario, ganar peso y masa muscular. Puede parecer más fácil subir que bajar de peso, pero no necesariamente lo es, más si lo que se busca es que ese peso sea de masa muscular y no de grasa.


.-

Si no la necesitas, no la pidas. Controlemos el uso innecesario de los materiales de plástico.

Tags

Notas Relacionadas

EL DIARIO MÁS GRANDE DEL MUNDO