22 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

'La impresión 3D como herramienta pedagógica', por Renato Tello

“La impresión 3D como herramienta de aprendizaje en las aulas peruanas fomentaría el pensamiento crítico e innovador a una temprana edad en el alumno de la mano de una tecnología potente y versátil”.

'La impresión 3D como herramienta pedagógica', por Renato Tello Impresión 3D (Foto: Pixabay)

Por Renato Tello
MBA|Ingeniero
@renatotellob

En la actualidad, la impresión 3D se constituye como una de las tecnologías de fabricación aditiva que mayor crecimiento y proyección posee de cara a futuro. Y es que factores como: el descenso de los precios de venta de las impresoras 3D, la disminución de desechos durante el proceso de fabricación, la reducción de stocks, el ahorro de producción de lotes pequeños y la fabricación de prototipos han permitido que la expansión de esta tecnología se desarrolle a pasos agigantados.

Sin embargo, la evolución y el inmenso potencial que tiene el mercado de impresión 3D supone dos componentes fundamentales: un drástico cambio cultural del sector industrial y la ejecución de estrategias claras que permitan desarrollar soluciones eficientes e innovadoras para los usuarios.

Visiblemente, una de las principales estrategias es la educación. Si contextualizamos y aterrizamos esta tecnología como una herramienta pedagógica, alternativa pero sumamente potente, en los colegios peruanos estaríamos frente a una revolución educativa capaz de generar una interacción alumno-profesor totalmente disruptiva.

La impresión de conceptos y figuras matemáticas abstractas, la reproducción de órganos vitales y huesos, de monumentos históricos, de herramientas, o de cualquier otro tipo de objeto que sirva como instrumento de enseñanza al alumnado no sólo supondría un mayor y mejor entendimiento de la materia impartida, sino que también, abriría paso al valioso camino de la creatividad e innovación.

Definitivamente, la aplicación de la impresión 3D como herramienta pedagógica admitiría una complejidad acorde al grado académico del alumnado. Así, en el nivel primario los diseños deberían ser muy básicos; mientras que, en el nivel secundario, la construcción de prototipados de mediana complicación podría ir de la mano con la enseñanza de programas informáticos asistidos por computadora.

Como cualquier reforma, el inminente surgimiento de retos es casi seguro. Así, no sólo la capacitación de los profesores representa un desafío enorme, sino que también, se debe generar el compromiso e involucramiento de los educadores, y que ellos comprendan cómo la impresión 3D puede crear valor agregado a la calidad de la enseñanza impartida. Asimismo, los costos y el retorno de la inversión constituyen vayas que deben ser superadas para demostrar la viabilidad de esta transformación educativa.

No obstante, la impresión 3D como herramienta de aprendizaje en las aulas peruanas no sólo representaría una conceptualización más clara de la enseñanza, sino que, además, fomentaría el pensamiento crítico e innovador a una temprana edad en el alumno de la mano de una tecnología potente y versátil. Sin duda alguna, la impresión 3D podría revolucionar y reformar la calidad de la educación en el Perú.

NOTAS RELACIONADAS

PUCP te enseña a fabricar tu propia impresora 3D

79% de niños de 8 años se desempeñarán en actividades laborales que hoy no existen

Escuela Nacional Superior de Ballet, más de 50 años formando y difundiendo la danza [VIDEO]

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada