19 de noviembre de 2018
Redacción Publimetro |

Salud: Esto hará que nunca quieras limpiar tus oídos otra vez

El hábito de higiene heredado por las madres y abuelas que nos indica que debemos limpiar el cerumen de nuestros oídos puede ser en el futuro contraproducente para nuestra salud, así lo señalan recientes estudios médicos.

Salud: Esto hará que nunca quieras limpiar tus oídos otra vez (Foto: Shutterstock)

El hábito de higiene heredado por las madres y abuelas que nos indica que debemos limpiar el cerumen de nuestros oídos puede ser en el futuro contraproducente para nuestra salud, así lo señalan recientes estudios médicos.

Pero antes de decir cuáles son las consecuencias, es bueno resaltar el propósito del cerumen. De acuerdo al presidente del Comité de Audiencia de la Academia Americana de Otorrinolaringología-Cirugía de Cabeza y Cuello (AAO-HSNF) y director de la audición y la cirugía de la base del cráneo del Instituto de Neurociencia de Seattle, MD Douglas Backous , su función es “mantener el conducto auditivo limpio”.

No sólo el cerumen ayuda a evitar que el polvo y la suciedad de la membrana del tímpano, también ofrece algunas ventajas antibacterianas y lubricantes. Además, se ha demostrado que los oídos básicamente se limpian por sí mismos. *Una vez seca la cera en los oídos, cada movimiento de su mandíbula -ya sea en vez de comer el almuerzo o charlando con amigos- ayuda a mover la vieja cera en los oídos de la apertura de la oreja”.

El problema, entonces, es cuando pensamos que somos más listos que los sistemas de nuestro cuerpo y empezamos a hurgar en los oídos de nuestro cerumen cargado. Claro, ese hisopo de algodón parece bastante pequeño, pero en realidad empuja el cerumen a lo más profundamente del oído, donde queda atrapado en las partes que no se limpian por sí mismos.

El cerumen atrapado allí también trae consigo los hongos, las bacterias y los virus acumulados en el oído externo, que puede conducir al dolor y la infección, dice Backous a The Huffington Post.
Empujar el cerumen profundamente dentro del oído puede bloquear el canal auditivo, lo que lleva a la pérdida de la audición, o, si usted lo empuja aún más profundo, un tímpano perforado, lo cual puede ser muy doloroso.

Cada año, unos 12 millones de estadounidenses se dirigen a sus médicos con “cerumen compactado o excesivos”*.

Entonces ya sabe, las orejas no necesitan ser limpiados y la AAO-HNSF está tan comprometida en difundir esta inf0rmación que publicó una declaración de posición oficial sobre la remoción de cerumen, tanto para los médicos y pacientes. E incluso el sitio web para Q-Tips , posiblemente la marca más popular de hisopos de algodón, aconseja utilizar el producto “alrededor del oído externo, sin entrar en el canal del oído”.

Finalmente, Backous asegura que la constante limpieza impide la lubricación natural de cera en los oídos, lo que podría hacer que sus oídos se sequen y motivando que los hisopos de algodón se queden pegados allí en un equivocado intento de alivio.

.-

¡A la cañita dile no!

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada