Un gato de ocho meses llamado Hei Hudie, que significa “mariposa negra” en chino, logró sobrevivir a la caída desde un edificio en China, y ahora se rehabilita utilizando un andador especial.

Los médicos del hospital de mascotas de Chongqing, al suroeste de China, intervinieron quirúrgicamente a Hei Hudie en cuatro oportunidades durante cinco meses, luego de que cayera del un décimo piso.

A pesar de los esfuerzos, las piernas traseras del gato quedaron inutilizables, por lo que se ideó una especie de silla de ruedas especial para ayudarlo a caminar, informaron medios locales.