26 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

El drama de los atletas desertores de 'Londres 2012'

Los recientes Juegos Olímpicos fueron la gran oportunidad de huir de sus países para más de una docena de deportistas africanos.

El drama de los atletas desertores de 'Londres 2012' Delegación de Eritrea desfila en la inauguración de los Juegos. Gebrselassie lleva la bandera. (Foto: AFP)

(Metro World News). Cuando se retiró de su carril, después de quedar décimo en su heat, el corredor de 3.000 metros con obstáculos y abanderado de su país, Eritrea, Weynay Gebrselassie, decidió no retornar a su hogar.

“No quedé contento con mi desempeño. No pude hacerlo bien porque tenía mucho miedo”, le dijo Gebrselassie a Publimetro. El atleta, de 18 años, estaba a punto de ser reclutado para el servicio militar, lo que, él cree, hubiera acabado con su carrera deportiva. Las “semanas de libertad” que disfrutó en Londres lo convencieron de buscar una nueva vida y pedir asilo en Inglaterra.

Gebrselassie perdió su vuelo de regreso a casa y podría no volver a tener otra oportunidad para viajar de vuelta: “No me imagino volver mientras esté vivo. Me acusarían de traición y me ejecutarían”.

Su caso ha sido acogido por la organización caritativa Eritrean Youth Solidarity for Change (EYSC), que le ha facilitado alojamiento y consejo jurídico en el norte de Inglaterra. El líder de esta organización en Gran Bretaña, Bereket Kahsai, describe la situación en Eritrea como la de un “régimen represivo sin libertad de expresión”, similar a otros estados del norte de África, como Libia y Egipto antes de sus revoluciones.

Pero Gebrselassie no es un caso único. Más de una docena de atletas africanos utilizaron los Juegos Olímpicos de Londres para escapar de sus países, incluyendo a siete cameruneses y a un atleta sudanés que pidió asilo antes de que los Juegos empezaran. Philippa McIntyre, vocera del Consejo de Refugiados de Gran Bretaña, dice que los eventos deportivos de gran exposición ofrecen una buena oportunidad para escapar. “Sí, esto pasa. A menudo estos atletas enfrentan peligros en sus países”, señaló, y añadió que los deportistas olímpicos desertores provienen del top de países que buscan asilo en suelo británico.

El departamento del Gobierno británico para inmigrantes, Home Office, no se pronuncia ante casos individuales y las visas de todos estos atletas tienen vigencia solo hasta noviembre. Sin embargo, se entiende que los atletas que afirman ser perseguidos en sus países podrían permanecer en Inglaterra si dan pruebas fehacientes de su condición. Si no, no podrán quedarse en Gran Bretaña. Pero Gebrselassie mira el futuro con ilusión: “Si puedo vivir en este país, seré un campeón”, promete el deportista.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada