20 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

Seis cosas que jamás debes decirle a tu jefe

Compartimos parte de la lista que Bio Bio Chile publicó para evitar consecuencias fatales en nuestra estabilidad laboral.

Seis cosas que jamás debes decirle a tu jefe (Foto: lifehackery.com)

(Denisse Charpentier / Bio Bio Chile).
1. “No puedo hacer este trabajo”
A nadie le gustan las personas negativas, especialmente en el lugar de trabajo. Los que se quejan todo el tiempo no suelen durar mucho tiempo en sus puestos. Y es que, por lo general, los empleadores adoran a quienes tienen una actitud positiva y jugada.

Si te encuentras ante una tarea particularmente difícil, simplemente pide ayuda, pero no admitas la derrota precipitadamente.

2. “Eso no está entre mis deberes”
Antes de que te quejes porque te asignaron una tarea que parece ajena a tu cargo o fuera de tu área de especialización, ten en cuenta lo mucho que tu jefe valora tu posición.

Si tu superior te pide favores personales, en lugar de reclamar busca la manera de sacarle ventaja a la situación.

3. “Estoy sobre-calificado para este trabajo”
Los trabajadores ambiciosos suelen decir que están sobre-calificados, pero los inteligentes están dispuestos a sacrificar tiempo para cimentar su camino, y si eso implica hacer una tarea menor, simplemente la hacen.

El verdadero talento y la formación general, demuestran cuánto vales profesionalmente. Si tienes estas características, no necesitarás ser mordaz. Además, si tu empleador realmente entiende tu estado de sobre-calificado, puede optar por contratar a un individuo “menos capacitado” para ese puesto y no dudar en decirte ¡adiós!.

4. “Necesito un aumento.”
Los aumentos de sueldo por lo general dependen del mérito de los trabajadores y no de sus problemas personales. Puedes estar con las cuentas hasta el cuello, pero un aumento de sueldo debes ganártelo. Pedir una oportunidad para mostrar tu éxito y tus contribuciones a la empresa es una estrategia más sólida para aumentar tus dividendos.

5. “Tenemos que hablar”
No importa lo que esté en tu mente, no es apropiado hacer una demanda con esas palabras a tu jefe. Busca una forma más apropiada y respetuosa de solicitar una reunión con tu superior.

“Tenemos que hablar” suena más como un prólogo a una ruptura, que la búsqueda de una conversación laboral.

6. “¿Quieres ser mi amigo Facebook?”
Se han escrito volúmenes sobre los peligros de interactuar con los jefes a través de las redes sociales. A menos que tus publicaciones sean estrictamente profesionales, lo mejor es dejar a tu superior fuera.

Tags

Ir a portada