26 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

Rusia destruye otras 220 toneladas de alimentos bajo embargo

Una petición firmada por más de 310.000 personas en la página de Internet Change.org pide especialmente que la comida incautada sea donada.

Rusia destruye otras 220 toneladas de alimentos bajo embargo (Foto: Shutterstock)

AFP. Las autoridades rusas destruyeron este viernes al menos 220 toneladas de frutas provenientes de países occidentales, siguiendo así con su campaña de supresión de productos alimenticios prohibidos en virtud de un embargo, pese a las protestas de la sociedad civil.

Alrededor de 180 toneladas de melocotones, nectarinas y uvas procedentes de la Unión Europea fueron decomisadas por las aduanas en la frontera bielorrusa y destruidas inmediatamente, anunció la agencia sanitaria rusa Rosselkhoznadzor.

Asimismo, alrededor de 40 toneladas de frutas fueron destruidas tras cruzar la frontera bielorrusa con certificados falsos marroquíes y ecuatorianos cuando en realidad venían de Lituania, añadió la agencia.

Moscú prohibió hace cerca de un año la importación de gran parte de los alimentos procedentes de los países que sancionan a Rusia por su presunto rol en la crisis ucraniana, una decisión que afecta especialmente al sector agrícola europeo.

Hasta el momento, estos productos se devolvían a sus países de origen. Pero, después de un decreto del Kremlin que entró en vigor el jueves, estos productos son ahora destruidos, ya sea en la frontera o en tiendas.

Esta destrucción de comida en un país históricamente traumatizado por las hambrunas y las carencias del siglo XX provocaron una fuerte oposición en Rusia.

Una petición firmada por más de 310.000 personas en la página de Internet Change.org pide especialmente que la comida incautada sea donada “a los antiguos combatientes, discapacitados, a las familias numerosas y a aquellos que han sufrido recientes desastres naturales”.

Las autoridades, que acusan a países como Bielorrusia o Kazajistán de introducir productos europeos a Rusia, esperan que esas imágenes de destrucción de productos basten para desanimar a quienes se plantean infringir el embargo.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada