25 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

El plan gratuito para combatir la anemia en el Perú

El 60% a 70% de la población nacional tiene anemia leve y no lo sabe.

El plan gratuito para combatir la anemia en el Perú (Andina)

La deficiencia de hierro en la sangre es una de las causas más comunes de anemia en el país, la cual es perjudicial para nuestra salud y, en el caso de los bebés y niños, constituye un riesgo para el desarrollo de su inteligencia.

La anemia no es una enfermedad, pero sí un indicio clínico que evidencia la producción inadecuada o pérdida exagerada de glóbulos rojos, que son los responsables de transportar el oxígeno en todo el cuerpo, incluido el cerebro.

El 60% a 70% de la población nacional presenta una anemia leve, con la que convive sin saberlo. Muchas de estas personas tienen incluso ingresos económicos altos, comentó Julie Mariaca, coordinadora de la estrategia de alimentación y nutrición saludable, de la Dirección de Intervenciones Estratégicas en Salud Pública del Ministerio de Salud.

Lo más preocupante, afirmó, es que está presente también en la población infantil del país: el 43.6% de niños menores de tres años la tiene, alrededor de 743, 000 niños.

La anemia tiene consecuencias en la salud y desarrollo cognitivo, motor, emocional y social. Lamentablemente se presenta en la etapa de mayor velocidad de crecimiento y diferenciación de las células cerebrales, como son los 24 meses de vida. Durante el embarazo estás asociada a elevadas tasas de mortalidad materna y de bebés.

¿Cuánto tienes de hemoglobina?

Las personas que padecen anemia, independiente de su causa, están muy cansadas, tienen mareos y, en ocasiones, se muestran irritables. Pueden presentar palidez en cara, uñas y pliegues palmares. Una prueba de sangre puede certificar o descarta su presencia.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) refiere que poseer menos de 13 g/dL de hemoglobina en la sangre indica anemia en los hombres. En las mujeres, el valor debe ser menor que 12 g/dL de hemoglobina.

Mariaca explicó que, si bien la desnutrición aparece básicamente por una mala alimentación y puede corregirse mejorando la calidad de nuestras comidas, la anemia se relaciona con la falta de hierro, un mineral que no siempre está presente en lo que comemos. Por eso encontramos personas desnutridas sin anemia y personas obesas con anemia.

Ante la enorme complejidad que implica reducirla, a inicios de este mes se lanzó el Plan Nacional para la Reducción de la Anemia 2017-2021, que priorizará la atención de los niños menores de tres años, adolescentes, mujeres en edad fértil y gestantes, quienes son los más vulnerables de padecerla.

La experta informó que para cada grupo poblacional existe un paquete de atención totalmente gratuito en los centros de salud, orientado a ofrecer suplementación de hierro, a través de gotas, jarabe, micronutrientes o pastillas de sulfato ferroso, dependiendo de la edad de las personas.

Sin hierro, sin inteligencia

De esta manera, todos los bebés a partir de los 4 meses recibirán gotitas de hierro en su establecimiento de salud más cercano, a fin de prevenir la aparición de la anemia. A los seis meses se les hará una prueba de sangre para saber si tienen anemia.

De dar positivo en la prueba, la experta del Ministerio de Salud detalló que la madre recibirá un jarabe para continuar reforzando el hierro de su bebé. De no tener anemia, ella le administrará micronutrientes en la papilla que empieza a recibir.

“Hay que priorizar y romper varios mitos. Pensamos que quien debe comer mejor es el padre de familia, el que trae dinero a la casa, pero quien debe hacerlo es en realidad el pequeño de la casa. Y no se necesita un kilo de carne diaria, si es bebé con apenas dos cucharadas de hígado es suficiente”.

Los alimentos para evitar la anemia son la sangrecita, que tiene mucho hierro, el hígado de pollo, hígado de res, bazo, bofe y pescado.

“Cuando un niño ha tenido anemia desde pequeño, a los 3 o 4 años ya hay problemas. Hay desordenes de comportamiento, se demora en hablar. Su cerebro no es el mismo. El daño es irreversible. Será un adulto poco productivo, poco inteligente, que de pronto no va a llegar a la universidad, que trabajará en algo más sencillo”.

Agregó que, si se trata de una embarazada con anemia, tal vez muera durante el parto o pierda el bebé antes de tiempo. De poder alumbrar, esa mujer quedará más debilitada y tendrá un bebé con menos nutrientes. No será una mujer saludable, tal vez no pueda trabajar ni desarrollar todas sus potencialidades.

Tras anunciar que se proyecta trabajar con el Ministerio de Educación para ofrecer suplementación de hierro a todas las adolescentes del país, la experta invitó a la población a tomar conciencia sobre este problema y buscar los programas gratuitos que se ofrecen en los centros de salud dirigidos a combatir la anemia.

Andina

“NOTAS RELACIONADAS”

Inauguran parque de energía eólica más grande de Perú y funciona así

Día Nacional de la Papa: Responde estas preguntas y descubre qué tipo de papa eres

Conozca cuáles son los parásitos más comunes que habitan en nuestra mascota

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada