22 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

Nave rusa Soyuz se acopla a la ISS para experimento de 342 días en el espacio

Un cohete ruso Soyuz con un astronauta estadounidense y dos cosmonautas rusos despegó este viernes rumbo a la Estación Espacial Internacional.

(Video: Nicolas Garcia / Roskosmos / AFP)

La nave espacial Soyuz, que despegó el viernes de la base de Baikonur con un astronauta estadounidense y dos cosmonautas rusos a bordo, se acopló en la Estación Espacial Internacional (ISS) donde dos de ellos permanecerán un año, confirmaron los centros de control ruso y de la NASA.

El Soyuz-TMA16M despegó como previsto el viernes a las 19h42 GMT del cosmódromo de Kazajastán. Tardó seis horas en alcanzar la órbita y acoplarse a la ISS, a las 01h33 GMT del sábado, dijo un comentarista de la televisión de la NASA que retransmitió la maniobra en directo.

La cámara entre la Estación y el Soyuz se abrió a las 03H33 GMT después de que se niveló la presión entre las dos naves.

Los tres ocupantes del Soyuz, los cosmonautas rusos Guennadi Padalka y Mijaíl Kornienko, y el astronauta estadounidense Scott Kelly, ingeniero de vuelo de la NASA, fueron recibidos por los tres miembros actuales de la tripulación de la ISS.

Se trata del estadounidense Terry Virts, actual comandante, el ruso ruso Anton Shkaplerov y la italiana Samantha Cristoforetti de la Agencia Espacial Europea (ESA). Terry Virts y su colega italiana volverán a la tierra en mayo.

Mijaíl Kornienko, de 54 años, y Scott Kelly, de 51, van a permanecer 342 días en la ISS, el periodo más largo que habrán permanecido los astronautas en la Estación desde la entrada en servicio del primer módulo habitable en 2000.

Los dos hombres ya han efectuado misiones de seis meses en la estación, el periodo habitual que suelen permanecen las tripulaciones.

Esta misión pretende “recabar datos biomédicos para preparar las misiones habitadas de larga duración en el espacio”, ahora que Estados Unidos contempla enviar astronautas a Marte en los años 2030.

Viaje a Marte

“La misión de Scott Kelly es esencial para hacer avanzar el objetivo de Estados Unidos de enviar astronautas a Marte”, declaró en un comunicado el patrón de la NASA, Charles Bolden.

“Vamos a obtener nuevos datos sobre los efectos de los vuelos espaciales de larga duración en el organismo humano”, agregó.

Scott Kelly y Mijaíl Kornienko tienen una abultada experiencia en el espacio, pues han pasado, cada uno,seis meses en la Estación Espacial Internacional.

Al término de esta misión, Scott Kelly se convertirá en el estadounidense que más tiempo habrá pasado en órbita sin interrupción. “Espero que no sea demasiado duro y que podamos seguir viviendo y trabajando en el espacio durante periodos más largos”, dijo en enero, con motivo de la presentación de su misión.

Mijaíl Kornienko dijo por su parte que “una de las cosas que más va a echar de menos es el agua de la ducha y no las gotas flotantes del espacio”, en la ISS.

El periodo más largo de estancia en órbita lo pasó el ruso Valeri Poliakov, que permaneció 14 meses consecutivos en la estación espacial Mir en 1994-95.

La misión de investigación rusoestadounidense que van a llevar a cabo los dos también tiene un cariz simbólico, ya que a raíz del conflicto ucraniano las relaciones entre Estados Unidos y Rusia pasan por su peor momento desde el final de la Guerra Fría en 1991.

Desde la puesta en órbita en 1998, la ISS ha sido mayoritariamente financiada por Estados Unidos pero en los últimos años también depende de Rusia para el funcionamiento y para los vuelos que trasladan a los astronautas después del fin de los vuelos de la naveta espacial estadounidense en julio de 2012.

La cooperación espacial entre los dos países es uno de los pocos sectores donde se mantiene intacta.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada