20 de noviembre de 2018
Redacción Publimetro |

Municipalidad de Lima clausuró panaderías donde se preparaba turrón en mal estado

Dos locales no cumplian con las condiciones antihigiénicas. En una de ellas, el dulce se horneaba al costado de un baño.

Foto 1 de 9
Municipalidad de Lima clausuró panaderías donde se preparaba turrón en mal estado

Municipalidad de Lima

Municipalidad de Lima

Dos panaderías donde se preparaba y vendía turrones de Doña Pepa en condiciones realmente deplorables fueron clausuradas por personal de la Gerencia de Fiscalización y Control de la Municipalidad de Lima durante un operativo realizado en el Cercado para salvaguardar la salud de las personas que en el mes de octubre consumen en mayor cantidad el mencionado dulce.

En un ambiente por demás patético, panaderos de un establecimiento ubicado en el 956 del Jr. Junín, horneaban el turrón usando planchas y bandejas oxidadas, mientras que el agua que utilizan como insumo para la masa se almacenaba en pocillos sucios, llenos de partículas extrañas. Lo peor, todo se hacía al costado de un baño donde se lavaba ropa sin ningún cuidado.

No menos lamentable fue la situación detectada en una panadería situada en el 997 del Jr. Huánuco, a escasas cuadras del Hospital Dos de Mayo. Allí, insumos como la manteca eran almacenados inadecuadamente, los turrones listos para venderse eran apilados sobre planchas de metal con óxido, mientras que todos los utensilios usados lucían viejos y deteriorados.

“Son cerca de 160 kilos de turrón elaborado en malas condiciones el incautado. Es tarea de la Municipalidad de Lima cautelar la salud de las personas, por eso hemos clausurado ambos establecimientos, imponiéndoles una multa pecuniaria de 2 UIT, aproximadamente 8 mil Soles”, informó Cristian Rosenthal, Gerente de Fiscalización y Control de la comuna limeña.

Por su parte, Andrea Ochante, químico farmacéutica de la Gerencia de Desarrollo Social que también acompañó el operativo, recomendó adquirir los turrones en lugares que ofrezcan las garantías necesarias, tratando siempre de evitar comprarlo a granel, pues eso permite a los malos panaderos no reportar la relación de insumos usados ni la fecha de expiración vigente.

“Hay que notar que los colores del producto no sean muy intensos, porque esto muestra que el uso de insumos (colorantes) no ha sido vigilado. En los turrones de mala calidad, las grageas suelen tener un color muy fuerte, y en algunos casos son elaboradas a base de fideos, lo que se puede comprobar partiéndolas en dos”, expresó.

Las gerencias de Fiscalización y Desarrollo Social del municipio capitalino continuarán visitando panaderías y pastelerías del Cercado de Lima para garantizar que el consumo del centenario postre no sea perjudicial para la salud los vecinos.

-.

Gracias a todos los que colaboraron con la Reciclatón.

Tags

Más Fotogalerías

Ir a portada