23 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

Glaciar peruano Quelccaya calificado como "termómetro mundial"

Un nuevo estudio publicado este martes en la revista científica Geology asegura que el aumento de la temperatura provoca la reducción de los glaciares en el mundo, y no a la acumulación de hielo por las nevadas, como asegura un grupo de científicos.

Glaciar peruano Quelccaya calificado como "termómetro mundial"
Vista del glaciar Quelccaya en el 2008. (Foto: Universidad Estatal de Ohio)
Glaciar peruano Quelccaya calificado como "termómetro mundial"
Vista del glaciar Quelccaya en el 1978. (Foto: Universidad Estatal de Ohio)
    0 de 0

Vista del glaciar Quelccaya en el 2008. (Foto: Universidad Estatal de Ohio)

La polarización entorno a los motivos que causan el derretimiento de los glaciares llegó a su fin, al menos eso asegura un nuevo estudio publicado este martes en la revista Geology, que confirma una relación directa entre el aumento de la temperatura y el derretimiento de los glaciares.

Para muchos, quizás, este no sea un hallazgo novedoso, pero aunque no lo crean hasta la fecha no había un estudio que demuestre que el aumento de la temperatura sería el principal motivo de que los nevados estén disminuyendo en todo el mundo.

Es por ello, que un grupo de científicos dirigido por Justin S. Stroup y Meredith A. Kelly de la Universidad de Darmouth, en Hanover, tomó como ejemplo el nevado peruano de Quelccaya, ubicado en la cordillera de Vilcanota, para hacer un seguimiento del aumento y la reducción del glaciar (una gruesa capa de hielo) en los últimos 500 años.

Luego, el grupo comparó los movimientos del glaciar a un registro de hielo acumulado en la parte superior de Quelccaya, obtenidos a partir de largos cilindros taladrados por el glaciólogo Lonnie G. Thompson de la Universidad Estatal de Ohio.

La investigación concluyó que los glaciares, algunas veces, aumentaban durante periodos en que la acumulación de hielo en la región era relativamente baja ; y en contraste, se retiraban cuando la acumulación de hielo era mayor.

Para el Dr. Kelly y el Sr. Stroup esto confirma que el glaciar es sensible a la temperatura y que otros factores, como la cantidad de nevadas, son secundarias, lo que sostiene que el glaciar puede ser visto como un “enorme termómetro”, según afirma una nota sobre el mismo tema publicada en el diario The New York Times.

“El gran conductor es la temperatura”, asegura el Dr. Thompson.

Este es un hallazgo preocupante considerando que parte del glaciar que tardó 1600 años en formarse se ha derretido en apenas 25 años. Esto es una clara señal de que las emisiones humanas y el calentamiento resultante han alterado el orden natural.

Este glaciar es apenas un ejemplo. Todos los glaciares se están contrayendo, pero los científicos han tardado en averiguar qué es lo que exactamente provocaba eso.

Curiosamente, los glaciares persisten en zonas calientes. Un ejemplo son los glaciares tropicales que reciben intensa luz solar casi todo el año. Es así que el hielo acumulado en la parte superior puede vaporizarse incluso sin pasar por el estado líquido. Pero en los últimos años estos glaciares se han vuelto muy sensibles al clima.

Todos los científicos que participan en el debate sobre los glaciares tropicales creen que el calentamiento global es un problema y que las emisiones humanas representan una amenaza a largo plazo para el planeta.

Thompson espera extender estos hallazgos a otras zonas, como los glaciares de Kilimanjaro, donde aseguran el aumento de la temperatura del Océano Índico ha provocado la reducción del glaciar y no el calentamiento global.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada