20 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

La felicidad, una mina de oro para la empresa

Activo clave. El bienestar de los empleados aumenta en 80% la productividad y eleva su compromiso.

La felicidad, una mina de oro para la empresa Un buen ambiente de trabajo genera más energía entre los trabajadores y, por ende, su productividad. (Foto: Shutterstock)

Tener o ser un empleado feliz representa un nuevo tesoro para las empresas, sobre todo si estas desean crecer y convertirse en líderes del mercado al que se dirigen.

Un estudio de la consultora mexicana Crecimiento Sustentable revela que invertir en dicha materia incrementa hasta más de 80% la productividad de las compañías, ya que la gente se siente “con más energía”, tiene una visión más positiva y una mejor actitud para enfrentar los cambios.

Recientemente, la firma estadounidense GMJ Employee Engagement Index señaló que existe una correlación “muy fuerte entre la felicidad en el trabajo y el compromiso de los empleados”, de tal suerte que los colaboradores que gozan de ambos valores tienen mejores relaciones con su jefe y están más capacitados para enfrentar retos.

Además, apuntó, dichos empleados se sienten más valorados, manejan el estrés de forma más eficiente y están satisfechos con sus vidas, porque al tener estabilidad y crecimiento laboral buscan que tales logros permeen su vida personal.

Por su parte, Tania Mijares, directora de la iniciativa Generación Felicidad de México, indica que si bien la alegría se asocia con temas frívolos o temas como la recreación, “en la realidad constituye una herramienta para detonar utilidades en las empresas”. “En las compañías más exitosas del mundo, la tendencia se dirige a reducir las horas de oficina y más a ayudar a que los empleados encuentren su propósito de vida, porque esto se traduce en bienestar laboral o profesional”, dice Mijares.

Recomendaciones
¿En qué deben invertir las compañías para estimular la felicidad y la productividad de sus colaboradores?
Capacitación. Esto ayudará a identificar las fortalezas, talentos y potencial de cada trabajador (además de sus aportaciones a la organización).
Colaboración. Es importante promover las prácticas de colaboración, en vez de la competencia. Además es importante la comunicación interna como externa.
Premiar la creatividad. Se debe tomar en cuenta todas las ideas que se presenten; fomentar y recompensar la creatividad, así como expresar gratitud, a nivel personal y colectivo.
Fomentar la igualdad. Se debe distribuir equitativamente las cargas de trabajo. Y tener salarios justos, horarios flexibles y tecnología para facilitar las labores.

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada