22 de septiembre de 2018
Redacción Publimetro |

Blockchain: qué es y cómo funciona

Pese a que su origen fue en 1991. ha ganado más notoriedad en la actualidad.

Blockchain: qué es y cómo funciona En cada bloque se almacena una cantidad de registros o transacciones válidas

ESET analiza Blockchain, un registro único, consensuado y distribuido en varios nodos de una red que tuvo origen en 1991 y cada vez gana más notoriedad.

Blockchain logró notoriedad en 2008 debido al bitcoin y, según publicó MarketWatch, para el 2022 se proyecta un crecimiento anual de los 51% para varios mercados, como el de las instituciones financieras o el de Internet de las Cosas (IoT).

“Su funcionamiento puede resultar complejo de entender si se profundiza en los detalles internos de su implementación, pero la idea básica es sencilla. En el caso de las criptomonedas se podría pensar como el libro contable donde se registra cada una de las transacciones”, comenta Camilo Gutierrez, Jefe del Laboratorio de ESET Latinoamérica.

En cada bloque se almacena una cantidad de registros o transacciones válidas, información referente a ese bloque, su vinculación con el bloque anterior y el bloque siguiente a través del hash de cada bloque ─un código único que sería como la huella digital del bloque.

FOTO: ESET

Dado que cada bloque está matemáticamente vinculado al bloque siguiente, una vez que se añade uno nuevo a la cadena, el mismo se vuelve inalterable. Si un bloque se modifica, su relación con la cadena se rompe. Es decir, que toda la información registrada en los bloques es inmutable y perpetua.

La tecnología de blockchain permite almacenar información que jamás se podrá perder, modificar o eliminar. Además, cada nodo de la red utiliza certificados y firmas digitales para verificar la información y validar las transacciones y los datos almacenados en la blockchain, lo que permite asegurar la autenticidad de dicha información.

Blockchain actúa como un medio para certificar y validar cualquier tipo de información. Un registro confiable, descentralizado, resistente a la manipulación de datos, y donde queda todo registrado. Los datos están distribuidos en todos los nodos de la red y al no haber un nodo central, todos participan por igual, almacenando y validando toda la información. Es una herramienta potente para comunicarse y almacenar información de forma confiable.

NOTAS RELACIONADAS

‘Seguridad y confianza: blockchain’, por Renato Tello

¿Cuáles son los sectores que más emplean la transformación digital en el Perú?

¿Cómo impactan las criptomonedas en la economía peruana?

Bitcoins: ¿podemos confiar en su rentabilidad?

Tags

Notas Relacionadas

Ir a portada