22 de junio de 2017

Temas del día

'Patrimonio moderno', por Jorge Sánchez Herrera

“La buena arquitectura moderna del siglo XX, que encontró una forma particular de desarrollarse en el Perú, está sola ante el bullying inmobiliario”.

'Patrimonio moderno', por Jorge Sánchez Herrera La imagen es referencial. (Foto: USI)

Jorge Sánchez Herrera – Nómena Arquitectura
Arquitecto/Urbanista
jorge@nomena-arquitectos.com

Arquitectura y Ciudad

Patrimonio Moderno

Jorge Sánchez Herrera – Nómena Arquitectura

Arquitecto/Urbanista
jorge@nomena-arquitectos.com

El boom inmobiliario trajo consigo el comienzo de la verticalización de la ciudad, con miras a tener barrios más densos y, claro, rentabilizar el valor del suelo urbano. Ya he criticado, y es obvio ante los ojos de cualquiera, la poca calidad con que este proceso se ha llevado a cabo: rejas o muros a pie de calle, medianeras ciegas, minúsculos pozos de luz, y acabados que se caen a pedazos tras pocos meses.

El “boom” comenzó a reemplazar un tejido urbano tradicionalmente chato, básicamente de casas; aunque también algunos edificios de baja altura, muchos de ellos sin ningún valor. Pero unos tantos, construidos durante el siglo XX, representaban un patrimonio tan valioso como cualquier otro. Hoy resulta imposible su preservación ya que no existen políticas para preservar arquitectura que no sea prehispánica, colonial o republicana.

Pocos ejemplos son más gráficos de este proceso que el edificio que hoy ocupa la solitaria esquina de Camino Real con la calle Álvarez Calderón en San Isidro. Una joya de los años 40 que, supongo, tiene ya fecha de demolición para dar paso a un nuevo edificio, más alto, de media manzana. La buena arquitectura moderna del siglo XX, que encontró una particular forma de desarrollarse en el Perú, está sola ante el bullying inmobiliario.

Preservar estos edificios no es solo un sueño de arquitectos románticos. Cualquier ciudad importante entiende que su tejido urbano debe estar compuesto de una superposición de capas. Y en Lima tenemos la suerte de tener una enorme cantidad de ejemplos que las conformen, no como fósiles intocables, sino como edificios que se puedan integrar a las dinámicas urbanas contemporáneas.

Felizmente, así lo ha entendido la Municipalidad de San Isidro, que a comienzos de año emprendió una cruzada para declarar como patrimonio cultural más de 20 edificios ubicados en el distrito, entre ellos, el mencionado en Camino Real. Además de la promoción de normativas, busca que estas “vayan de la mano con un paquete de beneficios e incentivos dirigidos a sus propietarios”, en palabras de su alcalde.

Así lo ha entendido también el Fondo Editorial de la Universidad de Lima, que acaba de publicar el Catálogo Arquitectura Movimiento Moderno Perú (CAMMP), que reúne obras construidas entre 1945 y 1965. El libro es resultado de un trabajo desarrollado para el Instituto de Investigación Científica de la misma universidad durante los últimos tres años, y reúne planos redibujados, fotos y artículos de 60 ejemplos de este periodo, con obras claves de arquitectos como Enrique Seoane, Walter Weberhofer, Manuel Villarán y Teodoro Cron, entre muchísimos otros.

La publicación se complementa con una página web que contiene una lista mayor. Para sus autoras –Alejandra Acevedo y Michelle Llona– este es un trabajo abierto que debe seguir en construcción. Es una publicación importante que cumple con creces sus objetivos iniciales: “ayudar a consolidar la historia de nuestra arquitectura” y “despertar el interés por la preservación y conservación de la arquitectura moderna”.

Noticias de Actualidad, Entretenimiento y Deportes

Noticias de actualidad, deportes, economia, tecnologia, cine, espectaculos, turismo y mas del Peru y el Mundo en Publimetro.pe


.-

Si no la necesitas, no la pidas. Controlemos el uso innecesario de los materiales de plástico

Tags

Notas Relacionadas

EL DIARIO MÁS GRANDE DEL MUNDO